12/07/2018

Tucumán

Una balacera dejó dos heridos en La Costanera

Un vecino recibió un disparo en una pierna y fue asistido en el Centro de Salud; al mismo hospital ingresó un supuesto “soldadito” En la Justicia creen que el ataque está vinculado a un enfrentamiento por la disputa del territorio.
Ampliar (1 fotos)

Sucedió en La Costanera. Foto ilustrativa.

Cuando terminó el tiroteo los vecinos recogieron de la vereda alrededor de 25 vainas servidas calibre 9 milímetros. La Justicia cree que “soldaditos” de dos grupos narcos que se disputan el predominio del territorio se enfrentaron a tiros en la tarde del martes pasado en La Costanera.

Dos personas resultaron heridas como consecuencia de la balacera, ocurrida en Estados Unidos al 1.500. Según fuentes judiciales, el ataque podría ser la continuación de la pugna que sostienen desde hace tiempo los clanes familiares de los Farías y los Reyna. Pero los investigadores tampoco descartan otra hipótesis: que el tiroteo esté vinculado con la guerra que sostienen los Toro y los Carrión, quienes dirigen el negocio de la droga en Villa 9 de Julio -entre otras barriadas-, y que ya sostuvieron varios enfrentamientos por la expansión de su territorio.

De acuerdo a la información policial, alrededor de las 18.30, una pareja que se desplazaba en una motocicleta de baja cilindrada llegó hasta la intersección de Estados Unidos y Autopista y disparó contra un grupo de jóvenes que se encontraba en ese lugar, quienes habrían respondido al fuego.

Un vecino que en ese momento estaba en la vereda de su casa, recibió un disparo en la pierna derecha. Fuentes judiciales confirmaron que se trata de Miguel Ángel Coman, un jubilado de 65 años, quien en ese momento estaba limpiando el portón de entrada de su propiedad.

La víctima fue trasladada hasta el Centro de Salud, donde fue asistida. A la misma hora, Juan Carlos Ibáñez, de 20 años, ingresó al mismo nosocomio con un disparo en la pierna izquierda. Algunos de los testigos lo habrían señalado como uno de los protagonistas del enfrentamiento en La Costanera.

La causa fue remitida a la fiscalía de feria, a cargo de Washington Navarro Dávila. Al menos cuatro testigos habrían señalado que uno de los grupos reside en el barrio El Trébol.

Fueron tantos los disparos que hicieron que un testigo levantó más de 20 vainas servidas de la vereda. Fueron detonadas desde armas de grueso calibre”, señaló un investigador.

Varios de esos proyectiles fueron levantados de la calle y entregados a la Justicia por Liliana Deolinda Silva, de 42 años, quien reside en la misma cuadra. (losprimeros.tv; lagaceta.com.ar)


Recomienda esta nota: