14/05/2022

Tucumán

paseo emotivo

Mila Tour Solidario, la iniciativa que promete una jornada inolvidable para niños de sectores vulnerables

Chicos de barrios muy pobres pudieron hacer una excursión por una sanguchería de milanesas. Alegría y entusiasmo.
Mila Tour Solidario, la iniciativa que promete una jornada inolvidable para niños de sectores vulnerables | El Diario 24 Ampliar (2 fotos)

Mila Tour Solidario, la iniciativa que promete una jornada inolvidable para niños de sectores vulnerables

De un lado muchos globos naranjas, una mesa larga preparada en el fondo del patio de una sandwichería y un grupo de trabajadores dispuestos a hacer de ese momento un recuerdo inolvidable. Del otro lado, un grupo de niños que no disimula su alegría de haber viajado por primera vez en un mini bus que los llevó a vivir una jornada diferente. 
Se trata del Mila Tour Solidario, una idea que surgió en una charla entre el empresario Hernán Iramain con Sergio "El Turco” Santillán, propietario de la sandwichería que lleva su nombre.
La iniciativa propone que un grupo de 15 niños y 5 adultos de diferentes barrios vulnerables de la provincia, visiten este templo del sanguche de milanesa para aprender el proceso de elaboración del mismo y luego sentarse a comer acompañado de una Mirinda manzana fresca como manda la tradición.
El viernes 13 de mayo, el Mila Tour tuvo su primera noche y fue mejor de lo esperado. A las 20.30 una combi pasó a buscar a niños y niñas del Barrio Juan Pablo II que no aguantaban la ansiedad de dar ese paseo que para muchos es algo habitual, pero para ellos era una experiencia nueva. 
En la sandwichería la gente los recibió con aplausos y, bajo la atenta mirada de Marcela Barrionuevo, la referente del merendero A Todo Amor que los congrega, los agasajados iniciaron su tour en la zona de empanado de una pila de bifes de carne, siguiendo en la cámara de frío donde se conserva la materia prima del manjar tucumano, para finalizar en su preparación y emplatado. 
Sanguches, papas fritas y unas cuantas hamburguesas desfilaron a la que fue la mesa principal en el local de El Turco. Y con ello, los gritos de alegría de los chicos. 
"La sonrisa de estos niños nos colma de felicidad. Hoy la situación está muy difícil y poder hacer estas cosas nos llena el alma", dijo Iramain al finalizar la cena. A su lado, Santillán coincidió: "lo hacemos desde el corazón para que tengan un momento de felicidad". 
"Agradezco al Turco y a Camilo Murhell, propietario de la empresa de traslados Sol Naciente, por sumarse a esta causa que hoy inició para repetirse una vez por semana con niños y niñas de diferentes barrios", garantizó Iramain. 
Con la panza llena y el corazón contento, como dice el famoso refrán, los chicos fueron llevados de vuelta a sus casas para contarles a sus familiares y amigos sobre el paseo que acaban de vivir, mientras saborean las mitades de sus sanguches de milanesa que ellos mismos pidieron envolver para compartir y, de esa forma, completar una noche inolvidable.



Recomienda esta nota: